23 de septiembre de 2021

MLB y la pandemia

Dos jugadores de los Cardenales de San Luis han resultado positivos al Covid 19 y su serie ante los Cerveceros de Milwaukee ha sido suspendida. Estos nuevos casos llegan luego que tras varios positivos aislados, la MLB se viese sacudida por  el brote que afectó a los Marlins de Miami y que obligó a los Filis de Filadelfia a entrar en aislamiento y realizarse las pruebas de despistaje.

Varios peloteros notables han resultado afectados por el virus, entre ellos los venezolanos Salvador Pérez, Eduardo Rodríguez y más recientemente Miguel Rojas, mientras algunos han decidido por voluntad propia no participar en la temporada, como es el caso del también venezolano Félix Hernández, quien buscaba un cupo en los Bravos de Atlanta. Otros como el veterano de los mismos Bravos Nick Markakis, habían decidido no participar y optaron por cambiar su decisión.

Si bien la tasa de contagios es baja, la aparición de estos casos no deja de alarmar ante lo ocurrido en algunos lugares del mundo en los cuales la situación se escapó de control y tuvo un impacto muy duro.

Según reportes de MLB, la semana pasada se tomaron 11895 muestras y 29 integrantes de la organización resultaron positivos al Covid 19, lo cual representa apenas un 0.2%. De estos, 20 son jugadores y 9 otros integrantes de los equipos de béisbol.

A pesar de ese casi insignificante 0.2%, el tipo de enfermedad, la forma agresiva como se ha propagado en el mundo y la velocidad con la que pueden multiplicarse los contagios, ha hecho sonar las alarmas en la oficina del Comisionado Rob Manfred. La MLB no quiere sumarse al problema que ya viven los Estados Unidos con el alto número de infectados y fallecidos.

Manfred ha dicho que “si los jugadores no hacen un mejor trabajo cumpliendo el protocolo Covid 19 podría cancelarse la temporada”. Seguramente los próximos días serán cruciales.

Otras Ligas profesionales como la NBA juegan literalmente en una burbuja y sin contacto con el mundo exterior. Las Grandes Ligas cumplen con sus protocolos antes, durante y después de los encuentros, pero: ¿qué sucede cuando los jugadores se van a casa? Es aquí donde está el problema. Si tienes 30 jugadores y uno se salta las normas y es contagiado, aparte de colocar en riesgo a su familia, coloca en riesgo a sus compañeros y a su vez a los familiares de sus compañeros. Es lo que preocupa a Manfred, quien además ha recibido llamados de atención de los gobiernos estatales y locales sobre el incumplimiento del manual de operaciones por parte de algunos de los jugadores, quienes en reiteradas ocasiones se han mostrado chocando las manos, abrazándose, escupiendo o sin tapabocas, llegando incluso a un conato de pelea, con empujones y una masiva aglomeración en el campo durante el encuentro entre Dodgers y Astros protagonizado por los supuestos lanzamientos intencionales del pitcher de los californianos Joe Kelly.

¿Podrá la ya afectada temporada 2020 de las Grandes Ligas salir ilesa y sobrevivir a esta pandemia que tiene en jaque a las principales economías y naciones del mundo? Parece difícil y más temprano que tarde lo sabremos. Mientras, disfrutemos cada batazo, cada lanzamiento, cada atrapada. Como la vida, no sabemos cuanto nos puede durar.

Gráfica: AP

Fernando Bravo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *