Las Breves de Frank dedicadas al D10S

FÚTBOL

CUMPLEAÑOS DEL MÁS GRANDE. El astro Lionel Messi y toda su misma generación de futbolistas nunca lo vieron jugar o tienen un vago recuerdo. Pero la dimensión de lo que fue Diego Armando Maradona en una cancha se magnifica hoy al cumplir los 60 años, en igual proporción al rechazo que provocan sus excesos y escándalos. Entre amores y odios así ha sido la historia del más grande en la historia.

SU NACIMIENTO. Pelusa nació el 30 de octubre de 1960, en el Policlínico Evita de la ciudad de Lanús. Es hijo de Doña Tota (Dalma Franco) y Chitoro (Diego Maradona). “Yo crecí en un barrio privado… privado de luz, de agua, de teléfono”, dijo el Diez en más de una oportunidad sobre Fiorito, el barrio en el que pasó toda su infancia y el inicio de su adolescencia. A los 10 años lo encontraron jugando al fútbol en Argentinos Juniors, donde llegó gracias a Goyo Carrizo, quien le dijo al formador Francis Cornejo: “Profe, tengo un amigo que es mejor que yo, ¿lo puedo traer la semana que viene?”.

BRILLÓ DESDE EL INICIO. Una vez instalado en el Bicho formó parte de un histórico equipo de juveniles llamado “Los Cebollitas”, que mantuvieron un invicto de 138 partidos. De esa época es también el inolvidable video en el que expresa: “Mis sueños son dos. Mi primer sueño es jugar el Mundial y el segundo es salir campeón de Octava”.

IDOLO TEMPRANERO. A los 20, Pelusa ya era conocido por todos. Venía de su primera gran frustración profesional, cuando César Menotti decidió no convocarlo para formar parte de Argentina 78. Sin embargo, un año después tuvo una linda revancha a darle el primer Mundial Sub 20 a la Albiceleste en Tokio. Allí brilló junto a Ramón Diaz y fue elegido Balón de Oro del torneo. Lo que vendría en el corto plazo, luego de cumplir dos décadas, sería nada más y nada menos que Boca Juniors.

TOCÓ EL CIELO. Del ’80 al ’90 pasó a ser la máxima figura del fútbol y una de las personas más famosas del mundo, con todo lo que eso implica. Su actuación en México lo dejó en la historia de este deporte y justo antes de cumplir 30 casi se convierte bicampeón en Italia, donde venía de dar sus mejores conciertos con la camiseta del Napoli. Una polémica final ante Alemania lo dejó en las puertas de su segunda Copa, pero de todas maneras ese plantel fue recibido por una multitud en la Casa Rosada.

SU CELEBRACIÓN. Un año antes, a sus 29, había formalizado su largo noviazgo con Claudia Villafañe con una boda sin igual celebrada en el Luna Park de Buenos Aires, con 1.200 invitados, para los cuales alquiló un avión privado, ya que muchos llegaron desde Europa. Ante las críticas por el festejo, Diego hizo de las suyas ante los micrófonos: “Y sí, soy cabecita negra. Nunca renegué de mis orígenes… Les duele que haya hecho una fiesta así”.

SU RETIRO. A los 40 su vida era otra. Se había retirado de la actividad profesional hacía ya tres años, venía de estar internado gravemente en Punta del Este, por una hipertensión derivada de su adicción. Diego peleó por su vida en Uruguay y luego tomó la decisión de mudarse a Cuba para afrontar su recuperación en la clínica Las Praderas. Allí forjó su amistad con Fidel Castro, a quien se tatuó meses después. En 2001 llegaría su despedida en La Bombonera, donde lo acompañaron grandes figuras el fútbol.

EN LINEA. Con 50 años su realidad había vuelto a cambiar por completo una vez más. Era abuelo de “Benja”, hijo de Gianinna y el Kun Agüero, y venía de dirigir a la Selección Argentina en Sudáfrica 2010, Copa del Mundo a la que se clasificó de forma agónica con el recordado gol de Martín Palermo ante Perú. En el Mundial ganó los cuatro primeros partidos y cayó eliminado luego de una dura derrota por 4 a 0 frente a Alemania en cuartos. Su salida de la Albiceleste fue con otra de sus frases inolvidables: “Grondona me mintió y Bilardo me traicionó”.

ACTUALIDAD. Los 60 lo encuentran recorriendo las canchas del fútbol que lo formó. Pelusa recibió homenajes en cada uno de los estadios que visitó junto a su Gimnasia de La Plata, sobre quién dijo ante el primer rumor de salida: «Del Lobo y de Estancia Chica me va a tener que sacar la gendarmería».

SU FUTURO. Nada sigue la lógica de una persona promedio en la vida de Diego y es imposible adivinar como será esa nueva década que comienza para él, pero lo único que se puede vislumbrar es que será intensa, como cada paso en el camino del 10.

GRAN SENTIMIENTO. Su cumpleaños marcará el inicio de una campaña solidaria “Las Diez del 10” junto a la Cruz Roja. Maradona subastará diez de sus camisetas y con el dinero recaudado asistirá a las barriadas pobres, como su Villa Fiorito, con alimentos, artículos de higiene y materiales de construcción para mejorar las canchas de fútbol, conocidas como “potreros”. Pelusa, como lo llamaban cariñosamente sus padres, saltó de uno de estos campos de juego de tierra a Los Cebollitas, una filial infantil del club Argentinos Juniors. En este último equipo debutó como profesional en 1976 y luego pasó a Boca Juniors en 1981 antes de fichar en el Barcelona.

ADEMÁS…

GRANDE. El venezolano Luis Manuel Seijas disputó su partido 300 con el Independiente de Santa Fe, un jugador de ese calibre que no juega en la Vinotinto. ¿Existe un venezolano que sea más ídolo que Luisma en un club internacional?

AL FIN. Fernando Aristeguieta cortó con una racha negativa de dos meses sin marcar en el fútbol mexicano, en un duelo que su Mazatlán vencía 0-5 al San Luis al cierre de esta edición. El ariete anotó y asistió otro de los tantos de los suyos. El nativo de Caracas tiene tres tantos y ya ha hecho daño a Pachuca y Toluca respectivamente.

A LA DECIMA LA VENCIDA. Un año y una semana después, Jan Hurtado consiguió anotar su primer gol a nivel de clubes en su décimo encuentro con el Bragantino de Brasil, que cayó 1-3 frente al Palmeiras por el duelo de ida de octavos de final de la Copa de Brasil, que disputaron los del criollo como locales. Desde el 23 de octubre de 2019 no facturaba tantos con camisetas de instituciones, cuando lo hizo en la vuelta de semifinales de la Copa CONMEBOL Libertadores con Boca Juniors, frente a River Plate en “La Bombonera”. Su último gol fue con La Vinotinto Sub-23, contra Colombia en el Preolímpico de la categoría que se celebró en enero en el vecino país, específicamente el 28/01/2020. Desde que llegó a Brasil a mediados de año, no había podido festejar.

FUTVE/GRUPO B:

La segunda fecha del grupo B del Torneo 2020 empezó en Barinas, con los triunfos de Deportivo Táchira y Zamora FC. El cuadro aurinegro se impuso 1-0 a Metropolitanos FC con un gol de cabeza de Duglar Angarita en el minuto 72. Táchira es puntero del grupo con 6 puntos de 6 posibles. Zamora venció 1-0 a Monagas SC, el tanto que definió el encuentro se produjo en un penal ejecutado por Manuel Arteaga en el minuto 21. La fecha se completará hoy viernes en La Carolina, con los choques GV Maracay-Caracas FC (5pm) y Aragua FC-Portuguesa FC (8pm).

DURA IDA. El Coquimbo Unido goleó por 3-0 al Estudiantes de Mérida en el partido de ida de la segunda fase de la Copa Sudamericana y dio un paso importante hacia los octavos de final del torneo. Con goles de Diego Vallejos, Diego Aravena y Lautaro Palacios, todos por vía aérea, el cuadro chileno irá con tranquilidad a Venezuela en donde el 5 de noviembre buscará asegurar el pase a la siguiente fase.

COPA SUDAMERICANA

Coquimbo Unido 3-0 Estudiantes de Mérida

Sol de América 0-0 Universidad Católica

Unión (Santa Fe) 0-1 Emelec

Independiente 1-0 Atlético Tucumán

Melgar 1-0 Bahia

Plaza Colonia 0-1 Atlético Junior

Descripción: ⚾ BÉISBOL

Los Medias Blancas de Chicago anunciaron este jueves la contratación de Tony La Russa para que remplace al manager Rick Rentería. La Russa, de 76 años de edad, dirigió a Chicago de 1979 a 1986, en lo que fue su primera experiencia como capataz de Grandes Ligas. Luego de eso estuvo al mando de la dinastía de los Atléticos el final de los 80, y posteriormente dirigió a los Cardenales en el 2006 y el 2011. Es el tercer estratega más ganador de todos los tiempos, sólo por detrás de Connie Mack (3,731) y John McGraw (2,763). Después de retirarse la primera vez como manager tras el campeonato de San Luis en el 2011, La Russa fue ejecutivo y consultor de los Diamondbacks, Medias Rojas y Angelinos. 

LA OTA LISTA. Félix Hernández encabeza la «otra lista» de agentes libres venezolanos. Se trata de aquellos que no estuvieron en el roster activo de la Gran Carpa en 2020, como fue su caso, o pasaron por las Mayores y terminaron asignados a los campos de Ligas Menores, fuera del roster de 40. Hernández no es bigleaguer en este momento, técnicamente hablando, pero acumula 15 temporadas arriba. No lanzó en este torneo por temor a contraer covid-19. Sus lazos con los Bravos quedaron rotos con el último out de la Serie Mundial, también. Esperará por un contrato que al menos incluya una invitación al próximo Spring Training.

LOS OTROS CASOS son Carlos González. Su caso es un poco más complejo, porque ya son dos campeonatos consecutivos prácticamente fuera. / Jhoulys Chacín, habiendo pasado por las Grandes Ligas en 2020, cerró fuera de la nómina de protegidos en los Bravos. / Luis Avilán, que estuvo con los Yanquis, y Hernán Pérez, que actuó como utility de los Cachorros también buscarán trabajo para el torneo próximo. / Otro es Wilmer Font pero en principio, es elegible para el arbitraje, pero al igual que el infielder Adrián Sánchez, fue reasignado a las menores, Sánchez por los Nacionales y el pitcher por los Azulejos. / Cafecito Martínez, así como Font y otros nativos que son candidatos al arbitraje deberán aguardar hasta finales de noviembre, que será cuando los clubes harán el anuncio sobre a quiénes extenderán ofertas para ir ante el panel de jueces y a quiénes no.

Descripción: 📚 BONUS FRANGRA – HISTORIA

EL DIEGO DE LA GENTE

De Diego Maradona se dice muchas cosas, pero detrás de los comentarios mal sanos hay miles pero miles de hechos que muestran al “Diego de la gente” sin duda alguna. Uno de esos hecho ocurrió en Acerra, un suburbio de Nápoles. Frío, lluvia y barro. Enero de 1985. Coches aparcados detrás de las porterías de un campo de fútbol. Un grupo de futbolistas aficionados calienta antes del partido. ¿Aficionados? En realidad, son profesionales, jugadores del Nápoles. Entre ellos, Maradona. Uno de sus compañeros en el Nápoles, Pietro Puzzone, nacido en Acerra, le ha pedido ayuda para jugar un partido benéfico: se trata de recaudar fondos para pagar la operación de un niño -hijo de un amigo de Puzzone-, que sufre una grave enfermedad en la boca. El presidente del Nápoles se niega a conceder el permiso: Corrado Ferlaino acababa de pagar 7 millones de dólares por Maradona y no estaba dispuesto a que el argentino se jugase el físico en un partido amistoso en un barrio de mala muerte. Pero Maradona hace caso omiso: no solo acude al partido, sino que paga de su bolsillo un seguro por valor de 12 millones de liras. El partido se juega: Maradona hace dos goles, uno de ellos estratosférico, superando a un rival detrás de otro. Los aficionados invaden el campo para abrazarlo.  «Fue un encuentro entre pobres, entre despreciados, entre gente de piel morena. También fue un encuentro entre seres no racionales sino impulsivos, volcánicos: los napolitanos adoraban el juego imprevisible e intuitivo de Diego. No me extraña la actitud generosa de Diego en Acerra», cuenta la periodista Alicia Dujovne, que en 1993 publicó el libro ‘Maradona soy yo’. Durante esas dos horas, Acerra fue Villa Fiorito. El combinado visitante gana 0-4. Se recaudan 20 millones de liras y el niño es operado con éxito en Francia. Años después, trascendió que Pietro Puzzone sigue viviendo en Nápoles, pero en la indigencia.

Más información en www.radardeportivo.com

Si te interesan nuestros “Decanazos Report” contáctanos al 0424.745.79.87.

De lunes a viernes de 7 a 8 am por RDS 91.1 FM, www.radiordsfm.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *