Volvió la fiesta, los Nets dieron show, y los Golden Stade vuelven a decepcionar

CHARLOTTE HORNETS 105 – 102 DETROIT PISTONS

P.J. Washington se quedó a las puertas de un doble-doble al conseguir 20 puntos, 9 rebotes y 2 tapones que lo dejaron al frente del ataque de los Hornets, que se impusieron por 105-102 a los Pistons. El partido de reinicio de la segunda mitad de la liga para ambos equipos tuvo a los Hornets (18-18) con un ataque de cuatro jugadores titulares que lograron números de dos dígitos y consiguieron los tantos decisivos, que les permitió conseguir la segunda victoria consecutiva. Gordon Hayward y Terry Rozier aportaron 17 tantos cada uno, mientras que Cody Zeller llegó a los 15 tantos con siete rebotes. LaMelo Ball falló 8 de sus 11 tiros de campo, incluidos 4 de 5 triples, pero capturó 5 rebotes y repartió 9 asistencias que ayudaron a la victoria de los Hornets. Mientras que los Pistons (10-27), el equipo con la peor marca de la Conferencia Este, siguieron por el camino de la derrota, la segunda consecutiva, a pesar de que Jerami Grant logró 32 puntos y 8 rebotes. Pero apenas otros dos jugadores pudieron superar la barrera de los 10 tantos y se mantuvieron en el partido por el dominio que tuvieron bajo los aros al capturar 50 rebotes, comparados a los 45 de los Hornets.

BROOKLYN NETS 121 – 109 BOSTON CELTICS

El base cuajó una actuación sensacional y acabó con la racha que Boston llevaba desde antes del All Star. Los Nets, sin Durant, a un paso de liderar el Este. 

Los Nets vuelven del All Star igual que se fueron: venciendo y convenciendo, apabullando a rivales de altura y a los que no lo son, con un Kyrie en estado de gracia y una plantilla con cada vez más nombres pero un mismo resultado, el de ganar. Los neoyorquinos, tras imponerse a Boston, suman tres victorias consecutivas y 11 en los últimos 12 partidos, lo que les mantiene a tan solo medio encuentro del primer puesto que siguen, de momento, ocupando los Sixers en lo más alto de la Conferencia Este. Nadie puede con ellos: ni lo hicieron, en esa espectacular racha, equipos de la talla de Lakers o Clippers ni lo han conseguido ahora unos Celtics que estaban en vías de recuperación y sumaban cuatro victorias consecutivas antes del parón. Ni unos ni otros parecen capaces de frenar a un equipo que oposita para el anillo, su mayor objetivo, uno que gente como James Harden o Steve Nash (y Mike D’Antoni, Amar’E Stoudemire…) llevan buscando durante mucho tiempo y que ya tienen Kyrie y el eterno ausente, Kevin Durant. Cuando el alero vuelva veremos el verdadero potencial de esta entidad, pero, de momento, da la sensación de que el talento prima. Y eso en playoffs, recordamos, acaba siendo diferencial.

El partido no estuvo, precisamente, carente de interés. Marcus Smart volvía a una pista de baloncesto por primera vez desde el 30 de enero y los verdes llegaban con un merecidísimo descanso, el del All Star, con Jayson Tatum recuperado de los efectos secundarios del coronavirus y Jaylen Brown en sintonía con su compañero y sin tener que soportar todo el peso ofensivo sobre sus musculosos hombros. También Kemba Walker había mejorado sus series de tiro, que habían empezado a ser un auténtico problema en una racha, la de los Celtics, que les había llevado hace no mucho a ocupar el noveno puesto del Este con un preocupante récord de 15-17. Una racha de cuatro victorias antes del parón (Pacers, Wizards, Clippers y Raptors) daba alas y esperanzas, así como los rumores que indicaban que Dannny Ainge, por fin, iba a moverse en el mercado y que tenía a Nikola Vucevic en el punto de mira. Veremos cómo acaba eso (seguramente de la misma forma que siempre), pero Boston tenía, al menos, motivos para la esperanza.

Tenía y tiene, ya que sin conclusiones precipitadas siguen cuartos del Este y con la misma plantilla que a inicios de curso, cuando (recordemos) se les consideraba aspirantes. Un gran primer cuarto daba una ventaja inicial a los Celtics que remontarían después sus rivales. El acierto inicial de jugadores como Kemba Walker, con 9 puntos en los primeros 12 minutos, se diluyó después en exceso y solo sumó dos más en los tres periodos siguientes con 1 de 7 en tiros de campo. Kyrie, con 12 puntos sin fallo en el segundo cuarto, daba a los locales una ventaja de tres puntos antes del descanso largo (58-55), con Kevin Durant vestido de calle y Blake Griffin, el flamante fichaje del equipo, sentado en el banquillo junto a él. A esos 12 sumó otro 14 en el tercer periodo, con los Celtics apretando en demasía y colocándose a solo 2 puntos (88-86) antes de afrontar la recta final del choque. Aquí anotó 13 puntos Jayson Tatum, que acabó con 31 y fue el único salvable de su equipo en el tiro: 13 de 22, con 3 de 7 en triples, 5 rebotes y 3 asistencias.

Y en el último cuarto, cómo no, los Nets se pusieron a defender. No es la primera vez que lo hacen, falta por descubrir hasta dónde podrán desarrollar esta parte de su juego cuando Durant regrese y Griffin haga su aparición y en playoffs deberán de ponerla en práctica durante todo el partido y no sólo en una pequeña parte de él. Pero ahí estuvieron, dejando a Boston en 23 míseros tantos, por debajo del 43% en tiros de campo y apenas el 25% en triples, martilleando a sus rivales con los pocos minutos que disputaron Landry Shamet, Tyler Johnson o Nicolas Claxton y con una capacidad para forzar errores que a inicios de temporada parecía una quimera. Kyrie añadió 8 tantos y se fue a los 40, con 15 de 23 en tiros de campo, 5 de 8 en triples y 5 de 5 desde la personal, además de añadir a su estadística 8 rebotes y 3 asistencias. Brooklyn empezó el último cuarto con un parcial de 12-4 que les daba dobles dígitos de ventaja y dominaron el choque desde ahí, acabando con los intentos de los visitantes, que se pusieron a dos con menos de cuatro minutos para el final (108-106), de remontar el partido. Una bandeja de Harden y un triple de, claro, Kyrie, disiparon dudas.

Además de Irving, que promedia más de 27 puntos por duelo esta temporada y ha sumado su segunda actuación de 40 o más tantos, los Nets tuvieron otros cuatro jugadores por encima de la decena. Esta vez, el revulsivo no fue el playmaker James Harden, que sumó 22+10+8 con una mala serie de tiro (6 de 16). Pero para mala, la de Jaylen Brown, que tuvo un partido para olvidar: 13 tantos con 5 de 23 en tiros de campo y 3 de 12 en triples. Smart volvió protestón y arengando al equipo como solo él sabe hacer, además de aportar en ataque (19 tantos y bien desde el lanzamiento). Pero nadie pudo con unos Nets que siguen postulándose como los principales favoritos para hacerse con un campeonato difícil de predecir (en tiempos de coronavirus, todo lo es) y que tiene muchos matices que analizar. Y entre todos ellos emerge, claro, un equipo formado por estrellas impresionantes que buscan la redención y, a la vez, la reivindicación. El talento gana campeonatos. Ya veremos si el de los Nets certifica esa variante. De momento, 25-13, excelentes sensaciones y a volar.

TORONTO RAPTORS 120 – 121 ATLANTA HAWK

Tony Snell se erigió en el factor sorpresa ganador al anotar un triple cuando sonaba la bocina que permitió a los Hawks completar la remontada y vencer a los Raptors (17-20), que tenían 14 puntos de ventaja a falta de seis minutos para que concluyese el partido (111-97). Snell, que apenas había anotado tres puntos consiguió el triunfo que les dejaría con la tercera derrota consecutiva. Mientras que Trae Young se convirtió de nuevo en el líder encestador de los Hawks (17-20) al aportar 37 puntos, 5 rebotes y 6 asistencias. La victoria fue la tercera consecutiva para los Hawks, que tienen una marca de 3-0 desde que se hizo cargo del equipo Nate McMillan, tras haber sido despedido Lloyd Pierce, el pasado 1 de marzo. Junto a Young, Danilo Gallinari, que salió como reserva, se convirtió en el sexto jugador al conseguir 20 puntos, 5 rebotes y 2 robos. Kevin Huerter logró otros 19 puntos, incluidos tres triples, mientras que Clint Capela volvió a ser el mejor de los Hawks en el juego interior al conseguir 9 puntos, 18 rebotes y 5 tapones. Mientras que los Raptors, que ya tuvieron en el banquillo al entrenador Nick Nurse, baja por los protocolos de salud y seguridad derivados del coronavirus, durante los tres partidos anteriores, que dirigió el asistente italiano Sergio Scariolo, con marca de 1-2, recibieron el apoyo el escolta Norman Powell que anotó 33 puntos, incluidos seis triples. Chris Boucher, que salió de reserva, acabó con 29 puntos, 9 rebotes y 2 tapones, que no evitaron la derrota de los Raptors, que se alejan de los puestos de playoffs de la Conferencia Este.

MIAMI HEAT 111 – 103 ORLANDO MAGIC

Jimmy Butler regresó en forma del parón del All Star y con un doble-doble de 27 puntos y 11 asistencias lideró a los Heat ante los Magic, en el duelo de equipos de Florida. La victoria permitió a los Heat ponerse con marca ganadora (19-18) por primera vez en lo que va de temporada y salir de la lista de los cuatro equipos que todavía no lo habían conseguido en la Conferencia Este, donde ahora ya solo quedan Washington, Chicago y Detroit sin conseguirlo. Kelly Olynyk también mantuvo su buen momento anotador y acabó con 20 tantos. Mientras que Tyler Herro llegó a los 17, Kendrick Nunn anotó 13 puntos y Goran Dragic aportó 11, que también ayudaron a los Heat a alejarse en el marcador en los últimos seis minutos del partido. Nikola Vucevic, que el pasado domingo jugó su primer Partido de las Estrellas, acabó de nuevo como líder de los Magic al conseguir un doble-doble de 24 puntos y 17 rebotes, que no fueron suficientes a la hora de evitar la derrota, la sexta consecutiva que sufrió el equipo de Orlando (13-24). Dwayne Bacon anotó un récord de temporada de 21 para Orlando y Michael Carter-Williams obtuvo 17 tantos con Orlando, que dominó en el juego bajo los aros con 57 rebotes por 44 de los Heat, pero no supo aprovechar esa ventaja. Aaron Gordon, quien no jugaba desde el 31 de enero debido a un esguince en el tobillo izquierdo, anotó nueve puntos con Orlando. Gordon tuvo dos períodos para comenzar el primer y tercer cuarto y no jugó de otra manera debido a una restricción de minutos. Ambos equipos llegaron empatados a 82 al cuarto periodo, y la ventaja de Miami era de apenas 93-92 cuando Bacon anotó un triple a mitad del período final. Pero luego Orlando falló sus siguientes ocho tiros, Olynyk conectó un triple con 57.7 segundos por jugar para la primera ventaja de dos dígitos de la noche que dejó el parcial de 108-98, y el equipo de Miami pudo asegurar la victoria. KZ Okpala cometió tres faltas en los primeros 5:18 minutos del partido. La última vez que un jugador del Heat cometió tres faltas tan temprano fue el 4 de enero del 2016, cuando Chris Andersen tuvo tres en los primeros 4:40 contra los Pacers.

CHICAGO BULLS 105 – 127 PHILADELPHIA SIXERS

Tobias Harris anotó 24 puntos y los Sixers derrotaron a domicilio a los Bulls, a pesar de las ausencias de sus dos jugadores estrella, Joel Embiid y Ben Simmons, ambos sometidos a los protocolos de salud y seguridad derivados del coronavirus. Con Harris liderando un ataque balanceado, los Sixers tenían más que suficiente para llevarse la victoria que les permite colocar su marca en 25-12 y seguir líderes de la División Atlántico y de la Conferencia Este. Dwight Howard surgió también como factor ganador al conseguir un doble-doble de 18 puntos (mejor marca de la temporada) y 12 rebotes. Mientras que el Furkan Korkmaz agregó 16 puntos, y Tony Bradley anotó 14 después de estar perfecto con los 7 tiros que hizo a canasta y capturar 5 rebotes. Embiid y Simmons viajaron a Atlanta para el Partido de las Estrellas del domingo, y nada más llegar se enteraron que la noche anterior fueron colocados para el rastreo de contactos del coronavirus después que su peluquero diera positiivo. Se espera que Embiid, quien anotó 50 puntos y atrapó 17 rebotes en una victoria sobre los Bulls el mes pasado, regrese ante los Wizards, pero Simmons se perderá, al menos, un partido más. Doc Rivers, dirigió al equipo después de perderse el entrenamiento del día anterior debido a una enfermedad. Rivers dijo que Embiid y Simmons han estado trabajando por su cuenta y se mostraron en una gran forma, algo que consideró importante para todos. Lauri Markkanen, de regreso de un esguince en el hombro derecho, lideró a Chicago con 23 puntos, después de anotar los siete intentos de triple que hizo, en su primera aparición desde el pasado 5 de febrero. Zach LaVine anotó 19 puntos y Coby White terminó con otros 18, que no impidieron la derrota de los Bulls (16-19).

MILWAUKEE BUCKS 134 – 101 NEW YORK KNICKS

Giannis Antetokounmpo está de dulce tras ganar el MVP del All Star y con un triple-doble le dio a los Bucks la victoria ante los Knicks, que sufrieron su peor derrota de la temporada. Giannis regresó de la exhibición que dio en Atlanta el pasado domingo para dar otra ante los seguidores de los Bucks, tras conseguir su quinto triple-doble de la temporada con una aportación de 24 puntos, 10 rebotes y 10 asistencias en apenas 29 minutos. Los Bucks dispararon 58% contra Nueva York, que entró en la noche liderando la NBA en defensa anotadora (104,4), porcentaje de defensa de tiros de campo (44%) y porcentaje de defensa de triples (33%). El equipo de Milwaukee (23-14), que han ganado siete de sus últimos ocho partidos y sigue como líder destacado de la División Central y tercero en la Conferencia Este, comenzarán ahora una gira de tres encuentros. Ante los Knicks, Antetokounmpo acertó 8 de 12 tiros desde el suelo e hizo sus siete tiros libres. El griego realizó sus primeros cuatro tiros, todos mates y bandejas, antes de finalmente fallar uno con 4:13 minutos por jugar en el segundo cuarto. Bryn Forbes agregó 21 puntos como segundo máximo encestador de la lista de siete jugadores de los Bucks que tuvieron números de dos dígitos. Milwaukee se tomó una medida de revancha después de caer por 130-110 en Nueva York el 27 de diciembre, la segunda mayor derrota de los Bucks en lo que va de temporada. RJ Barrett obtuvo 22 puntos como líder de los Knicks (19-19), que también recibieron el apoyo de Alec Burks con 17 y el novato Immanuel Quickley llegó a los 15 tantos. Mientras que el ala-pívot All-Star y líder encestador de los Knicks, Julius Randle, obtuvo 7 puntos, 8 rebotes y 6 asistencias. Randle apenas anotó 3 de 12 tiros de campo, nada que ver con la aportación del doble-doble de 29 puntos, 14 rebotes y 7 asistencias que logró en la victoria de los Knicks ante los Bucks, del pasado diciembre. Un año después de haberse dado la suspensión de toda la competición de la NBA por el caso positivo de Rudy Gobert, los Bucks informaron que a partir del próximo 20 de marzo incrementarán a 3.200 personas las que puedan acudir a presenciar los partidos en su campo del Fiserv Forum, el 18% de su capacidad. Actualmente, a los Bucks se les permite llenar el 10% de la capacidad de la arena, lo que les da alrededor de 1.800 espectadores.

NEW ORLEANS PELICANS 105 – 135 MINNESOTA TIMBERWOLVES

El peor equipo de la Conferencia Oeste le dio un repaso a los Pelicans en Nueva Orleans. Flojos los tres españoles, Ricky, Juancho y Willy. 28 puntos de Nowell.

OKLAHOMA CITY THUNDER 116 – 108 DALLAS MAVERICKS

Doncic y Porzingis no fueron de la partida un día después de destacar ante los Spurs. En Oklahoma los Mavericks pierden otro tren del Oeste.

LOS ANGELES CLIPPERS 130 – 104 Golden State Warriors

Los Clippers pasaron por encima de Stephen Curry, que firmó una actuación horrible en el tiro. Kawhi, con 28 puntos, fue el mejor del partido. 

PORTLAND TRAIL BLAZERS 121 – 127 PHOENIX SUNS

Devin Booker, regresó recuperado de la lesión de la rodilla izquierda y con 35 puntos lideró a los Suns a vencer a los Blazers en Portland y conseguir su quinta victoria consecutiva. Los Suns (25-11) se mantienen como líderes de la División Pacífico y segundos en la Conferencia Oeste al tener la mejor racha ganadora que hay actualmente en la NBA. Booker, que estuvo perfecto (8-8) desde la línea de personal, también capturó 5 rebotes y repartió 8 asistencias. Chris Paul agregó 19 puntos como segundo máximo encestador de los Suns, y Mikal Bridges anotó 16 de sus 18 tantos en la primera mitad. Los Suns, que solo son superados por los Jazz, han ganado 14 de los últimos 16 partidos. Damian Lillard con 30 puntos, 7 rebotes y 8 asistencias, destacó como líder de los Blazers (21-15) a los que mantuvo metido en la lucha por la victoria durante todo el partido. De nuevo, Enes Kanter se erigió en el mejor en el juego interior de los Trail Blazers al acabar el partido con un doble-doble de 16 puntos y 11 rebotes, pero que no fueron suficientes a la hora de evitar la derrota, que les costó romper la racha de tres triunfos seguidos. Gary Trent Jr. llegó a los 17 puntos como segundo máximo encestador, mientras Robert Covington y Carmelo Anthony, que salió de reserva, aportaron otros 13 tantos cada uno. Los Suns perdían 11 puntos en el tercer cuarto, pero se pusieron con 96-95 al comienzo del cuarto con un triple de Abdel Nader. Cameron Payne siguió con un triple para poner a Phoenix al frente. Un triple de Paul extendió la ventaja de los Suns a 99-104 con 7:44 por jugarse. Booker agregó otro con cinco minutos para el final que lo hizo con 104-114 y Portland no pudo ya remontar el duelo.

SACRAMENTO KINGS 125 – 105 HOUSTON ROCKETS

De’Aaron Fox aportó 30 puntos, 7 rebotes y 9 asistencias, que le dejaron al frente de los Kings de Sacramento, en el partido que ganaron con facilidad a los Rockets, quienes sufrieron la 14ª derrota consecutiva. Buddy Hield lo apoyó con otros 20 puntos, 6 rebotes y 7 asistencias que también ayudaron al triunfo de los Kings, que habían perdido 11 de los últimos partidos disputados antes del descanso del fin de la primera mitad de la temporada. Mientras que el alero Harrison Barnes y el ala-pívot Richaun Holmes acabaron con sendos dobles-dobles de 20 puntos y 11 rebotes, siendo los mejores en el juego interior. Víctor Oladipo con 23 puntos y 8 asistencias acabó líder de los Rockets, pero que no impidieron que cortasen la racha de derrotas más larga en casi dos décadas del equipo de Houston. Kevin Porter Jr. acabó con un doble-doble de 13 puntos y 10 asistencias, su mejor marca como profesional. Los Rockets, que ya tenían las bajas de los titulares John Wall y P.J. Tucker, perdieron a Eric Gordon por una posible lesión en la ingle a mediados del tercer cuarto. Gordon, quien anotó 17 puntos, se había perdido los dos partidos anteriores por una lesión en la rodilla izquierda. Los Rockets bajo la dirección de su nuevo entrenador Stephen Silas están a punto de empatar la peor racha de la historia del equipo, que fue de 15 derrotas consecutivas en la temporada de 2001. La última victoria de los Rockets en la presente temporada se dio el pasado 4 de febrero, cuando vencieron a los Grizzlies. Los Kings rompieron el partido a su favor con la racha de 15-0 que tuvieron al comienzo del segundo cuarto después que Fox y Barnes tuvieron seis puntos cada uno. El equipo de Sacramento no había derrotado a Houston en su campo desde el 11 de abril de 2018.

RESULTADOS NBA JUEVES, 11 DE MARZO DE 2021
Charlotte Hornets 105 Detroit Pistons 102

P. Washington 20 pts / J. Grant 32 pts
Brooklyn Nets 121 Boston Celtics 109
K. Irving 40 pts / J. Tatum 31 pts
Toronto Raptors 120 Atlanta Hawks 121
N. Powell 33 pts / T. Young 37 pts
Miami Heat 111 Orlando Magic 103
J. Butler 27 pts / N. Vucevic 24 pts
Chicago Bulls 105 Philadelphia 76ers 127
L. Markkanen 23 pts / T. Harris 24 pts
Milwaukee Bucks 134 New York Knicks 101
G. Antetokoun. 24 pts / R. Barrett 22 pts
New Orleans Pelicans 105 Minnesota Timberwolves 135
Z. Williamson 24 pts / J. Nowell 28 pts
Oklahoma City Thunder 116 Dallas Mavericks 108
S. Gilgeous-Al. 32 pts / J. Richardson 27 pts
Los Angeles Clippers 130 Golden State Warriors 104
K. Leonard 28 pts / K. Oubre 15 pts
Portland Trail Blazers 121 Phoenix Suns 127
D. Lillard 30 pts / D. Booker 35 pts
Sacramento Kings 125 Houston Rockets 105
D. Fox 30 pts / V. Oladipo 23 pts

Fuente Hispanos NBA, Diario AS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *