Chelsea vs Real Madrid la Previa y los 11 iniciales confirmados de ambos

El árbitro elegido para dirigir la vuelta de semifinales de la Champions League del próximo miércoles entre el Chelsea y el Real Madrid en Stamford Bridge (21:00). Un árbitro que le traerá recuerdos no muy agradables a los blancos, sobre todo tras la última vez que se encontraron: la ida de octavos de final de la última Champions, ante el City en el Bernabéu y con derrota por 1-2.

Aquel día, el Madrid reclamó varias acciones. Sobre todo, un empujón de Gabriel Jesús sobre Ramos en la acción del 1-1, en la que el brasileño desplazó al capitán blanco con los brazos para hacerse hueco, antes de cabecear un centro de De Bruyne. El empujón existió, pero Orsato no lo consideró suficiente como para anular la jugada y el VAR no le corrigió. Hubo también un penalti de Carvajal sobre Sterling, bastante claro, y una expulsión de Ramos tras derribar a Gabriel Jesús cuando encaraba solo a Courtois en la que el capitán contactó con el brazo al delantero ‘citizen’ y el brasileño hizo el resto. Orsato no dudó en ninguna de las dos acciones.

Los inicialistas de hoy

Alineación del Chelsea: Mendy; Christensen, Thiago Silva, Rüdiger; Azpilicueta, Jorginho, Kanté, Chilwell; Mount, Werner y Havertz.

Once del Real Madrid: Courtois; Nacho, Militao, Ramos, Mendy; Modric, Casemiro, Kroos; Vinicius, Hazard y Benzema.

Apercibidos en Champions: ¿puede algún jugador perderse la final por acumulación de amarillas?

Odriozola, Marcelo, Varane, Kroos y Vinicius fueron amonestados en el Real Madrid-Chelsea de ida de semifinales.

Xabi Alonso tuvo que vivir en 2014 la final de la Champions en la que el Real Madrid conquistó la Décima desde la grada del Estadio Da Luz de Lisboa. El tolosarra vio en el partido de vuelta de semifinales contra el Bayern su tercera amarilla de la temporada en el torneo continental, por lo que tuvo que cumplir sanción por ciclo de amonestaciones en el derbi de la final contra el Atlético. «La regla es más injusta que la amarilla», dijo por aquel entonces el ahora entrenador del filial de la Real Sociedad.

La UEFA aplicó la sanción al dictado de la norma al pie de la letra, pero su pensamiento debió de coincidir con el de Xabi Alonso, porque dos temporadas más tarde la confederación europea modificó el reglamento de la competición para que ningún futbolista se perdiera el partido decisivo por amarillas.

La sanción por ciclo de tarjetas se mantiene en la Champions League, pero solo hasta cuartos de final. Hasta esa eliminatoria (si un jugador ve la última amarilla del ciclo en la vuelta de cuartos todavía se pierde la ida de semifinales) los jugadores que ven tres amarillas (o la quinta o la séptima, ya que el primer ciclo es de tres tarjetas, pero los siguientes son de dos) se pierden el siguiente por sanción. Desde la temporada 2015-2016, los jugadores pasan a semifinales limpios de tarjetas.

Odriozola, Marcelo, Varane, Kroos y Vinicius, que vieron la amarilla en el partido de ida de semifinales contra el Chelsea, no corren peligro de perderse la final por ver una nueva amarilla. Tampoco Mendy y Valverde, que afrontaron apercibidos la vuelta de cuartos de final contra el Liverpool y lograron salir de Anfield sin ver la tercera.

Sí se mantiene la sanción de un partido por expulsión. Si un jugador ve la roja en la vuelta de semifinales, se perderá el siguiente partido, ya sea la final de Estambul o el primer partido de la fase de grupos de la temporada que viene.

El once de ensueño que desaprovechó el Chelsea

Los de Londres podían disfrutar en estos momentos de un equipo titular imparable, pero algunas malas decisiones y varias ventas lo han impedido. Su delantera da verdadero miedo.

El Chelsea tiene la posibilidad de clasificarse para su tercera final de Champions, tras las de 2008 y 2012. El conjunto inglés, propiedad de Roman Abramóvich, ha invertido mucho dinero desde que el oligarca ruso compró el club 2004. Una inversión que le ha dado sus frutos en forma de títulos pero que también ha obligado a no tener paciencia con algunos futbolistas. En otras ocasiones, los jugadores se hicieron estrellas en Stamford Bridge y decidieron dar el ‘salto’ a otros equipos históricos de Europa.

Los aficionados del Chelsea que lean esto se tirarán de los pelos ante el once de ensueño que ha dejado escapar el club por uno u otro motivo. Su delantera, llena de grandes nombres propios, da vértigo. Este es el esquema de juego: 1-3-4-3.

Thibaut Courtois (28 años) Real Madrid

El portero belga fue una apuesta del Chelsea en 2011 cuando apenas tenía 19 años. Fichado del Genk, y tras tres temporadas cedido en el Atlético, fue vendido al Real Madrid en 2018 a cambio de 35M€.

Juan Cuadrado (32 años) Juventus

El colombiano fichó por el equipo en 2015 desde la Fiorentina a cambio de 35M€ por petición expresa de Mourinho. Dos campañas después se marchaba por la puerta de atrás a la Juventus, donde es titular indiscutible.

Nathan Aké (26 años) Manchester City

Uno de los canteranos más prometedores de la academia del Chelsea. Fichado con 16 años del Feyenoord salió en 2017 para foguearse al Bournemouth por 22,8M€ y explotó. El pasado verano el City pagaba 45M€ por el neerlandés. Solamente ha vestido la camiseta blue en 7 partidos de la Premier, en una de las marchas incomprensibles del conjunto de Londres en las últimas campañas.

Ryan Bertrand (31 años) Southampton

Declan Rice (22 años) West Ham

Un error gravísimo de planificación de los técnicos del Chelsea. Compañero de generación de Mount salió en edad juvenil por falta de oportunidades hacia el West Ham. En los Hummerscada vez está creciendo más. Su proyección es enorme y es pieza clave en el West Ham y en la selección de Inglaterra. Lampard estaba como loco por llevarlo de nuevo a Stamford Bridge antes de su despido.

Pasalic (26 años) Atalanta

En 2014, con 19 años, el Chelsea se adelantó a otros clubes y fichó al prometedor centrocampista croata. Tras préstamos en el Elche, el Mónaco, el Milan, el Sparta de Moscú, finalmente Pasalic explotó en el Atalanta. Un gran rendimiento, sobre todo goleador, que convenció a los italianos para fichar al medio. Pasalic sigue sorprendiendo y con su calidad es una de las sensaciones de la Serie A.

BeSoccer

Jamal Musiala (18 años) Bayern Múnich

Uno de los jóvenes con más futuro de Europa. En 2019 decidió dejar la academia de formación del Chelsea para marcharse al Bayern Múnich. A los londinenses se le escapaba un diamante único, por no cuidar a sus juveniles. Con un potencial enorme, Alemania se ha peleado con Inglaterra por la joya de Stuttgart. Ya ha debutado con la Maanschaft.

Kevin de Bruyne (29 años) Manchester City

Mourinho no confiaba en él y el belga pidió salir. Uno de los errores históricos del Chelsea. De Bruyne es uno de los mejores jugadores del planeta. Fichado en 2012 del Genk, las expectativas con él eran altísimas, pero se tuvo que foguear primero en el Werder Bremen. Sin oportunidades, el Chelsea le dejó ir al Wolfsburgo en 2014 a cambio de 22M€. El City, sabedor que estaban ante un futbolista diferencial, triplicaba su precio de venta. Nueve partidos solo con el Chelsea. Un grave error de cálculo de los de Abramóvich.

Salah (28 años) Liverpool

El futbolista egipcio es por su rendimiento posterior otra de las nefastas operaciones del Chelsea. Fichado por Mourinho del Basilea en 2014, un año después ya no le servía y le dejaba ir cedido a la Fiorentina. A la temporada siguiente se marchaba a préstamo a la Roma, que ejecutó su opción de compra de 15M€. En 2017 fichaba por el Liverpool y el resto es historia. Una Champions, otra final y una Premier. Como blue: 19 partidos y dos goles.

Eden Hazard (30 años) Real Madrid

El belga es la venta más cara de la historia del Chelsea. Un rendimiento espectacular en las filas del Chelsea desde que fichara del Lille en 2012, mismo año que De Bruyne. Hazard rindió a las mil maravillas en el Chelsea pero se quiso marchar al Real Madrid en el verano de 2019.

Romelu Lukaku (27 años) Inter de Milan

Rastrear el mercado belga le ha venido siempre a las mil maravillas al Chelsea: Courtois, De Bruyne y Lukaku. El gigantón belga fichó por los de Abramóvich en 2011 desde el Anderlecht por 15M€. Una bestia de la naturaleza, dios sus primeros pasos en West Brom y Everton.

BeSoccer

El penalti fallado en la Supercopa Europa de 2013, que le dio el título al Bayern por delante del Chelsea, fue el origen de su ruptura con Mourinho y con el Chelsea. El Everton, tras un año cedido, ejerció la opción de compra. Tras marcar muchos goles en los Toffees, se marchó al United y en 2019, el Inter apostó por él por petición expresa de Antonio Conte. Siete años después de su salida por la puerta de atrás, se rumorea una oferta mareante de los blues por Lukaku. El Inter le ha cerrado la puerta.

Esta es sólo una muestra de un once fastuoso, pero por el club de Londres también han pasado otros magníficos jugadores: Álvaro Morata (Juventus); Thorgan Hazard (Borussia Dortmund); Van Aanholt (Crystal Palace); Patrick Bamford (Leeds); Bertrand Traoré (Aston Villa); Chalobah(Watford); Aina (Fulham); Oriol Romeu (Southampton) y Matic (Manchester United), entre otros. Un gran banquillo.

Tomado de AS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *