Robo a mano «VARmada» a Boca

Después del 0-0 en la Bombonera, Boca y Atlético Mineiro empataron sin goles en la revancha. Para avanzar a la siguiente ronda, el Xeneize necesitaba ganar por cualquier diferencia o empatar con goles. Después del 0x0 los penales fueron la forma de definir.

Boca fue de menor a mayor en el primer tiempo. Arrancó dormido y le costó encontrarle la vuelta al muy mal estado del campo de juego. En la primera llegada a fondo, de hecho, Mineiro puso a Zaracho cara a cara con Rossi y las piernas del arquero evitaron la caída del Xeneize. Luego, Boca se adelantó en el terreno, avisó con la velocidad de Pavón y la potencia de Briasco y le dejó en claro al local que no se lo llevaría puesto tan fácil.

Boca salió mejor al segundo tiempo y hasta llegó al gol a través de Marcelo Weigandt, quien encontró una bola perdida en el área y la mandó a guardar. Sin embargo, el árbitro Esteban Ostojich, a instancias del VAR, anuló la acción por supuesto fuera de juego de Diego González en la acción previa.

En los penales Boca solo acertó en una oportunidad y los locales marcaron 3 veces.

Fuente Olé

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *